Castración

¿Esterilizo o no esterilizo a mi mascota?

 
Esta es una de la principales preguntas en la clínica veterinaria, para la cual vamos a intentar dar respuesta. Para ello comenzaremos explicando la fisiología de nuestro animal y explicaremos las implicaciones que conllevan:
 

¿Qué es el celo?

 
Es la manifestación externa de la fase fértil de nuestra mascota. Las manifestaciones variaran según especie, sexo e individuo.
 
Perro macho
Los perros no manifiestan estacionalidad en la reproducción, estando siempre preparados para aceptar una monta. Aun así, estarán condicionados por la presencia de hembras en el entorno.
Ante la presencia de hembras en celo aumentará la actividad reproductiva del macho, manifestando conductas de fuga en busca de hembras, aumento de territorialidad, aumento de agresividad frente a otros machos para determinar la jerarquía y/o aumento del marcaje territorial (principalmente con orina).
Ante esta situación el aumento de desapariciones y heridas por peleas aumentan considerablemente.
 
Gatos macho
Los gatos, al igual que los perros, no presentan estacionalidad en los celos y están condicionados por la presencia de hembras en celo.
Igualmente presentan una marcada tendencia de fuga ante hembras en celo, y la incidencia de peleas con otros individuos por las hembras es un motivo muy común de asistencias médicas.
El marcaje con orina es quizá uno de los principales motivos por lo que se suele esterilizar a los gatos machos.
 
Perro hembra
Las perras si presentan estacionalidad en los celos, variando de 1 a 3 ciclos al año.
Como ya he indicado son ciclos regulados por las hormonas sexuales con 4 fases: proestro, estro, metaestro y anestro.
Es característico que la perra presente flujo vaginal durante un tiempo variable de 3 hasta de 25 días durante las fases de proestro a metaestro. En este periodo presentará un periodo fértil de 5 días que coincidirá o no con el inicio del celo.
En este periodo atraerá a los machos, los cuales no cejarán en cualquier intento de montar a la hembra.
 
Gato hembra
Las gatas al igual que las perras, presentan estacionalidad, variando de 1 o 2 celos al año hasta 1 celo al mes. Las gatas presentan poca tendencia a la fuga pero atraen a un importante número de machos.
Las gatas raramente presentan flujo vaginal, pero presentan un maullido característico llamado marraumiar, que puede llegar a ser muy desagradable.
La duración suele estar entorno a los 4 días.
IMPORTANTE: las gatas son de ovulación inducida, eso significa que no ovula hasta la que la monte el macho, con lo cual el éxito de fecundación en una sola monta es superior a 95%.
 

¿cómo podemos esterilizar a mi mascota?

 
En el caso de los perros tenemos 2 opciones quirúrgicas:
-          orquidectomía: quitar ambos testículos, con lo cual no produce hormonas y por lo tanto no tiene comportamiento de perro en celo, y además no produce espermatozoides por lo que es estéril.
-          Vasectomía: es ligar el conducto deferente, con lo cual produce hormonas sexuales, pero es estéril.
 
El la situación de los gatos solo nos queda la opción quirúrgica de la orquidectomía.
 
En las hembras existen dos opciones, tanto para gatas como para perras:
-          Esterilización química: mediante el uso de progestágenos inhibimos a los estrógenos, con lo que bloqueamos el ciclo en la fase de anestro. Una vez suspendido el tratamiento nuevamente es fértil.
-          Esterilización quirúrgica: mediante una operación se retiran los órganos reproductores, eliminando la posibilidad de producción hormonal y de fertilidad.
 
¿Cuál es la mejor opción para mi perra o gata?
 
La respuesta es compleja y para ello describiré los pros y contras de ambas opciones.
 
La esterilización química tiene la ventaja de ser reversible, pero el riesgo a largo plazo de problemas ováricos, uterinos y de tejido mamario, hacen recomendable esta práctica solo para casos de querer inhibir temporalmente la función reproductora de nuestra mascota.
 
La esterilización quirúrgica es una intervención que pese a ser rutinaria conlleva un pequeño riesgo quirúrgico, las ventajas a largo plazo son superiores ya que la no existencia del útero y del ovario evita sus complicaciones, y es la mejor forma de limitar la aparición de tumores
mamarios.
 
¿Cuál es la mejor opción para mi perro o gato?
 
En los perros solo recomendamos la vasectomía en aquellas situaciones que se quiera preservar la “fiereza” del animal, pero ante la presencia de hembras se quiera evitar las montas.
La recomendación extendida por los profesionales veterinarios es la de la orquidectomía.
 
 

¿Qué ventajas e inconvenientes presenta la esterilización de mi mascota?

 
Como ventajas:
-reducción de agresividad
-reducción de fugas
-reducción del marcaje
-desaparición de montas no deseadas
-desaparición de infecciones de útero
-desaparición de comportamientos sexuales desagradables
-descenso importante en la aparición de tumores de mama y otras patologías mamarias.
 
Como inconvenientes:
-          tendencia a la obesidad por la desaparición de las hormonas sexuales, pero que puede ser fácilmente controlable con una dieta equilibrada.
-          Aumento de la probabilidad de aparición de cristales en orina, principalmente en gatos, pero que se puede evitar con la administración de una dieta comercial equilibrada.
 
En resumen, los beneficios superan con creces los inconvenientes, que son fácilmente controlables.
 

¿Cómo proceder?

 
Para cualquier duda póngase en contacto y se la aclararemos de la forma mas completa para que tome la elección más acertada para su mascota.
Los tratamientos hormonales deben ser controlados por un profesional, y requieren un control del animal en cada sesión.
Para un tratamiento quirúrgico es necesario la coordinación con el centro veterinario para llevar a término la cirugía, así como para indicarle los pasos previos que sean necesarios para su mascota.