Intoxicación por Sapos (Bufo bufo)

Los sapos son una especie de anuros de distribución mundial, y con una prevalencia alta en nuestro entorno.

De siempre se ha dicho que los sapos son tóxicos o venenosos, o sujetos de mitos y leyendas como que al cogerlos salen verrugas.

2009-03-13Bufo_alvarius067Glande

Ciertamente los sapos, a diferencia de las ranas, poseen unas glándulas defensivas en la zona del cuello que secretan una serie amplia de toxinas. Son muy variadas en número así como en acción, son conocidas como bufotoxinas, de las cuales la más importante es la 5-MeO-DMT o bufotenina, que tiene un importante efecto cardiaco.

En la zona de España las variedades existentes son poco tóxicas pero si se dan las circunstancias adecuadas pueden producir cuadros severos, aunque en nuestra zona son relativamente extraños.

Como todo veneno dependerá de la dosis el cuadro que produce, lo cual está determinado por la cantidad de toxina, peso del animal, vía de entrada y situación corporal previa, entre otros factores.

Sapo_común_(Bufo_bufo),_Hartelholz,_Múnich,_Alemania,_2013-04-15,_DD_11

Por lo general los cuadros tóxicos se producen no por contacto, si no por la ingesta del sapo, cuando el perro muerde bien jugando, o bien por comérselo; en esta situación el sapo libera todas sus toxinas a modo de defensa, y si se dan las circunstancias pueden desencadenar un cuadro grave.

Como se indica más arriba, son cardiotóxicas, produciendo una fuerte taquicardia con una elevada hipertensión, que en muchos casos pueden ser mortales.

Ante la posibilidad de contacto con sapos lo primero que tenemos que hacer es lavar la boca de nuestro animal, y seguidamente si comienzan los síntomas acudir al veterinario de manera urgente.

¿Dónde estamos?
Visit Us On FacebookVisit Us On Youtube
¿Cuál es nuestro horario?
¿Qué necesitas?

Correo electrónico (requerido)

Mensaje